Alimentos ricos en antioxidantes

IMG_3234

Los antioxidantes son aquellas sustancias que retrasan el deterioro y desgaste de la piel, órganos, tejidos y demás, es decir, evita el proceso de oxidación prematura de las células expuestas a la acción de los radicales libres…

los cuales son moléculas “desequilibras“, que recorren nuestro organismo intentando recoger un electrón de las moléculas estables, con el fin de lograr su estabilidad electroquímica, lo cual provoca reacciones de cadenas  destructoras de nuestras células.

Los antioxidantes son los grandes amigos de la belleza y salud para combatir el envejecimiento, la degeneración y muerte de las células que provocan los radicales libres y los cuales debemos tomar de los alimentos ya que nuestro organismo es incapaz de neutralizar a los radicales libres.

Además de lo anterior, los antioxidantes son sustancias esenciales para prevenir enfermedades como el cáncer.

A continuación, te damos una lista de los alimentos que tiene un alto porcentaje de antioxidantes para que puedas incluirlos en tus recetas y dieta diaria.

AJO: es una de los alimentos más ricos en antioxidantes, ya que contiene una sustancia llamada illicina.

FRAMBUESA, FRESAS, KIWIS, ARÁNDANOS: contienen ácido elágico con altas propiedades antioxidantes y hemostáticas. A todos estos alimentos se le atribuyen propiedades antitumorales.

FRUTOS SECOS: las propiedades antioxidantes de los frutos secos contribuyen al control del estrés oxidativo celular, y son útiles en la prevención de algunas enfermedades como algunos tipos de cáncer y las enfermedades cardiovasculares, así como el deterioro cognitivo relacionado con la edad o el envejecimiento en general.

BAYAS DE GOJI: estas frutitas tienen un alto contenido de antioxidantes naturales  por lo que son altamente recomendados en dietas no sólo de salud sino de belleza.

SEMILLAS DE LAS UVAS: contiene gran cantidad de antioxidantes (OPC) los cuales, además de lo antes dicho, promueven la circulación sanguínea. El antioxidante contenido en estas semillitas supera a la vitamina C, E y el beta-caroteno. Además, permanece mucho tiempo en el organismo, combatiendo los radicales libres.

VITAMINA E: es un clásico antioxidante que protege a las células de agresiones externas como contaminación, pesticidas, humo del tabaco, etc. La encontramos con abundancia en el aguacate, nueces, maní, aceites vegetales como el de sésamo, oliva, girasol, etc, pescados como el salmón, el atún, etc,  semillas como pipas de calabaza, etc.

VITAMINA C: también es muy popular como potente antioxidante, la encontramos en abundancia en los kiwis, cítricos (maranja, limones, mandarinas, etc) , piña, brécol, tomates, germinados, pimientos, guayabas, ciruelas, etc.

PIMENTOS, CHILES, AJÍES: son poderosos antioxidante. Se sabe han desnutrido células cancerígenas antes de que éstas causen ningún tipo de problemas.

ZANAHORIA, TOMATE, PAPAYA, NARANJA, ALGA ESPIRULINA: todos estos alimentos son ricos en carotenos, precursores de la vitamina A, la cual actúa como potente antioxidantes.

TE VERDE: además de que es un gran compañero para bajar de peso, es un potente antioxidante, ya que  tiene un elevado contenido en catequinas y polifenoles, que actúan como antioxidantes y activadores del metabolismo.

GERMEN DE TRIGO, LEVADURA DE CERVEZA, CEREALES, CACAO: todos estos alimentos son ricos en cinc, cobre, azufre, selenio y manganeso, muy buenos antioxidantes en general.

ESCARAMUJO: es el fruto del rosal silvestre llamado rosa canina, y destaca por ser uno de los mejores antioxidantes naturales, además de tener un alto contenido en vitamina C.

CÍTRICOS: estos son uno de los más potentes antioxidantes y los encontramos en la snaranjas, limón, mandarina, pomelo, etc.

MANZANAS, CEBOLLA MORADA, CEREZAS, BRÉCOL, VINO TINTO: contienen un elevado porcentaje de Quercetina, la cual es un potente antioxidante.

UVAS: las semillitas de esta fruta son uno de los alimentos que contienen más antioxidantes.

CHIA: esta semillita es excelente fuente de antioxidantes.

ISOFLAVONAS DE SOJA: su poderosa acción antioxidante impide a las toxinas adherirse a la piel y a evitar que la persona se vea desgastada, envejecida y demacrada. LA soja y derivados como el tofu también poseen un alto contenido en antioxidantes.

ARÁNDANOS: además de se rico en fibra y ayudar al tránsito intestinal, estas bayas, sobre todo las rojas, tienen un gran efecto antioxidante. Se han usado tradicionalmente para preparar mermeladas.

ACAI: esta fruta, además de  proporcionar mucha energía y vitalidad y aumentar las defensas del cuerpo, es uno de los alimentos más elevados en antioxidantes, un 33 por ciento más que la uva negra. En cuestiones de belleza es uno de los alimentos  consentidos para rejuvenecer.

ALIMENTOS PARA CUIDAR LA PIEL DESDE DENTRO

Alimentación, hidratación y actividad física moderada son la triple receta para lograr una piel sana y reluciente.

Siempre es  tiempo de enseñar la piel y, también, de protegerla. En los anuncios publicitarios, infinidad de productos cosméticos proponen alternativas para lucir pieles perfectas, ¿pero es posible conseguir ese objetivo de una manera natural y saludable? La respuesta es afirmativa.

Además de ser prudentes con la exposición a los rayos solares y de hacer ejercicio de manera habitual, múltiples alimentos contribuyen a cuidar la piel desde dentro.

En este reportaje, se explica qué nutrientes cuidan mejor nuestra piel y en qué alimentos se encuentran, junto con consejos prácticos para aprovechar mejor esos nutrientes e información para conocer por qué es importante hidratarse y tomar sol con precaución.

Nutrientes que cuidan mejor la piel y en qué alimentos se encuentran

Una buena hidratación, una actividad física moderada y una alimentación equilibrada conforman la triple receta para lograr una piel sana y reluciente. La hidratación favorece la salud y el buen aspecto cutáneo. El ejercicio mejora el humor y el tono muscular, por lo que también es importante para realzar la apariencia de la piel. Y la buena alimentación es fundamental para mantener su luminosidad (así como el ayuno prolongado es pernicioso porque provoca el efecto contrario). Los nutrientes que mejor cuidan la piel son:

El ß-caroteno, precursor de la vitamina A, también llamada retinol, o el licopeno, pigmento vegetal carotenoide. La principal fuente es el tomate y sus productos derivados (zumos, sopas, salsas). Además, los científicos afirman que el tomate procesado y enlatado constituye una fuente mayor de carotenoides, ya que facilita la absorción en el intestino. Otras fuentes fundamentales son: frutas y verduras amarillas o anaranjadas (zanahoria, calabaza, boniato, melocotón, cerezas, nectarinas, etc.), verduras de hoja verde, hígado y productos lácteos.

La vitamina B6. Está presente en muchos alimentos proteicos: pescado azul, huevo, frutos secos, levadura de cerveza, carnes magras, plátano, pasas, alubias, cereales integrales y aguacates.

La vitamina E. Presente en alimentos de origen vegetal: cereales fortificados, frutos secos, germen de trigo, aceites vegetales y verduras de hoja verde.

La vitamina C y el colágeno. Las mejores fuentes de vitamina C son las frutas, como los cítricos, las fresas, las moras o los kiwis. También se encuentra en verduras como los pimientos, la col o los tomates. Tiene una potente acción antioxidante y está relacionada con la producción de colágeno, que no se puede incorporar al organismo de forma externa y, sin embargo, es una proteína básica para mantener la piel tersa y sin arrugas.

Cobre. En carnes, crustáceos, verduras secas, agua potable y cacao.

Selenio. Se concentra en carnes, huevos, marisco, ciertas setas y cereales.

Cuidar la piel: la hidratación como fuente de belleza

El agua mantiene la piel hidratada y, al mismo tiempo, permite eliminar con facilidad las toxinas que la perjudican. Además, proporciona nutrientes como el cobre, el selenio y el sulfuro, necesarios para una piel cuidada y sana.

El secreto radica en ingerir líquidos con regularidad durante el día, sin esperar a sentir sed. Sin embargo, si se practica algún deporte, se debe controlar la cantidad de líquido que se bebe. Para ello, el deportista debe pesarse antes y después de la actividad física y beber el peso perdido. En cualquier caso, la norma general es tomar un litro de agua por cada hora de ejercicio y se debe beber antes, durante y después de la actividad física.

Mantener un buen nivel de líquidos no solo contribuye a que la persona se sienta bien y a mejorar su salud, también es una importante fuente de belleza: ayuda a mantener la piel hidratada y a tener un aspecto saludable.

Alimentos que causan celulitis.

Celulitis

Para luchar combatir la celulitis debemos moderar nuestra alimentación y saber qué es lo dañino para nuestra salud.

Las causas que propician la celulitis son diversas

Puede deberse a trastornos en la circulación sanguínea o algún cambio en la producción de líquido linfático, mismo que proporciona a las células los elementos nutritivos adecuados y, a la vez, ayuda a eliminar los productos de desechos; cuando es insuficiente no puede esta última función ocasionando que se acumulen residuos celulares. Otro motivo que favorece su aparición es el sexo; debido a su constitución, la mujer tiene el doble de células grasas que el hombre y, en consecuencia, es más propensa a padecer celulitis. Asimismo, es más común en ciertas etapas de su vida, como pubertad, embarazo, días que anteceden a la menstruación y menopausia.

Existen muchas comidas que contribuyen enormemente a la posibilidad de tener celulitis. Estas comidas se encargan de retener líquidos, mala circulación y también dañan nocivamente la piel ya que hacen que el drenaje linfático sea más lento.

Si  deseamos hacerle una contra a la celulitis debemos moderar nuestra alimentación y saber qué es lo dañino para nuestra salud.

Te presentamos algunas de las comidas que se deben mermar para evitar la celulitis:

1.       Azúcar:

El azúcar contribuye a la celulitis ya que hace que el colágeno se endurezca, la piel perderá elasticidad y hará que se vean los depósitos de grasa. Los productos azucarados de igual manera son altos en grasa.

2.     Grasas trans y grasas saturadas:

Las grasas trans y las grasas saturadas contribuyen enormemente a la aparición de celulitis, es conveniente moderar el consumo o eliminarlas del todo.

3.     Sal:

El exceso de sal hace que se retenga líquido en los tejidos ocasionando que el tono de la piel tome una apariencia naranja, es bueno mermarle poco a poco la sal a nuestras comidas, hasta llegar al punto de no volverla a usar.

4.     Cafeína:

La cafeína puede provocar mala circulación y es una de las mayores causas de la celulitis, es recomendable tomar dos tazas máximo de café al día.

5.     Carbohidratos refinados:

A pesar que los carbohidratos hacen parte de nuestra dieta como; el pan, la pasta, el arroz, harina y azucares, debemos ingerirlos no en granos refinados, sino en grano entero como; arroz integral, pastas integrales, panes y cereales de granos enteros como; centeno, avena, cebada, etc.

Fuente: http://belleza.facilisimo.com/blogs/dietas/

Filtros solares

Filtros Solares

Filtros Solares

Según cómo actúen los filtros pueden ser físicos o químicos.

Filtros físicos: son sustancias impermeables a la radiación solar, que crean una pantalla en las zonas donde se ha aplicado y refleja la luz. Impiden el paso de los tres tipos de radiaciones: rayos ultravioleta, visibles e infrarrojos. Los más utilizados son: el óxido de zinc, el dióxido de titanio y la mica. Filtros químicos: absorben la radiación solar ultravioleta. Algunos de los utilizados son el PABA (ácido para-amino benzoico), el ácido cinámico, el ácido sulfónico, el alcanfor, la benzofenona y el dibenzoilmetano.

Para cuantificar la capacidad de filtro de las cremas de protección solar, se utiliza el denominado Factor de Protección Solar: un número que mide cuantas veces más se puede estar expuesto al sol para producir el mismo enrojecimiento o eritema que si no se hubiera utilizado la crema de protección solar. Es decir, que si para que la piel no se empiece a poner roja (eritema), el primer día que tomamos el sol debemos estar 10 minutos, utilizando una crema de FPS de 5, se tardarán 50 minutos.

El FPS nos indica el tiempo que podemos exponernos al sol sin riesgo de quemaduras. Cuanto más alto es el FPS, más alta es la protección de los rayos solares.

http://belleza.facilisimo.com/foros/cosmetica/proteccion-solar_796246.html