6 beneficios de la cúrcuma para la piel, el cabello y la salud

Mascarilla-de-curcuma-para-iluminar-tu-rostro-2

La cúrcuma, conocida comúnmente como ‘haldi’ en la India, es una especia derivada de las raíces de la planta Curcuma longa. Siendo originaria de Asia del Sur, esta especia se ha utilizado en la cocina india durante siglos.

La planta de la cúrcuma es un rizomatosa perenne perteneciente a la familia del jengibre. Los rizomas se hierven, secan y se muelen para hacer polvo de cúrcuma. Este polvo es profundo color amarillo-naranja y tiene un sabor muy terroso, ligeramente amargo y ligeramente picante y un olor mustardy debido a la presencia de una sustancia llamada curcumina. Y ‘más utilizado como especia en curry y otras cocinas del sur de Asia. Además de consumo, se utiliza para el teñido y la difusión de color para condimentos de mostaza.

Esta especia ha formado parte de la cultura y la tradición de la India desde tiempos inmemoriales y es considerado como un remedio a base de hierbas por sus propiedades anti-inflamatorias y terapéutico. E ‘a menudo utilizado en rituales, en particular, la ceremonia’ Haldi ‘de bodas indias, donde se aplica una pasta de cúrcuma para la novia y el novio el cuerpo, como parte de los preparativos para la boda. Al ser un producto cosmético natural, se utiliza para embellecer su piel. La curcumina, por otro lado puede tratar una serie de enfermedades tales como la enfermedad de Alzheimer, diabetes, alergias, artritis y otras enfermedades crónicas. Siendo la especia más utilizada, se refiere a menudo como la “azafrán de la India ‘.

La cúrcuma se ha usado como un producto de belleza durante siglos. Es un tratamiento barato y natural de diversos problemas de la piel y obtener una piel perfecta. Viene con una serie de beneficios para la piel.

Tratamiento del acné:

La cúrcuma es eficaz en el tratamiento del acné, debido a sus propiedades antisépticas y antibacterianas que combaten las espinillas y desbloqueos para proporcionar un brillo juvenil a la piel. Máscara cúrcuma no sólo ayuda a limpiar las cicatrices del acné y la inflamación, sino que también reduce la secreción de aceite por las glándulas sebáceas. Usted puede preparar una cataplasma mezclando polvo de cúrcuma y polvo de sándalo y la adición de jugo de limón a la mezcla. Aplicar en el rostro durante 10 minutos y enjuagar con agua tibia. Para las cicatrices del acné, aplicar una mezcla de cúrcuma y simple marca de agua durante 15 minutos.

F_122

Máscara facial para piel grasa:

La cúrcuma es beneficioso para la piel grasa como regula la producción de sebo, una sustancia aceitosa producida por las glándulas sebáceas. Actos sándalo como un zumo de naranja y astringente ser una fuente de vitamina C, ayuda a limpiar las manchas. Para la piel grasa, hacer una pasta mezclando 1 ½ cucharadas de polvo de sándalo y una pizca de cúrcuma de tierra con 3 cucharadas de jugo de naranja y aplicarlo en la cara. Déjelo por 10 a 15 minutos y enjuagar con agua tibia.

Mascarilla para piel seca:

Si tienes la piel seca, se puede hacer una máscara facial mediante la combinación de 1 clara de huevo, 2 gotas de aceite de oliva, jugo de limón fresco y agua y una pizca de cúrcuma aumentaron. Esto se puede aplicar a todas las áreas secas, tales como la cara, el cuello, los codos y las rodillas. Deje que se seque completamente y luego lavar con agua tibia.

Tratamiento de arrugas:

La cúrcuma en combinación con otros ingredientes es eficaz en la reducción de líneas finas y arrugas. Usted puede preparar una cataplasma mezclando polvo de cúrcuma y polvo de arroz con leche cruda y jugo de tomate y aplicarlo en la cara y el cuello durante 30 minutos. Enjuague con agua tibia. Esto reducirá las arrugas y aclarar la piel. Si tienes ojeras, puede agregar una pizca de cúrcuma a 2 cucharadas de suero de leche y aplicarlo alrededor de los ojos durante 20 minutos. Enjuagar con agua fría. Esto es eficaz en la eliminación de arrugas, así como círculos oscuros.

Los signos del envejecimiento:

Ser un gran agente exfoliante, la cúrcuma puede ayudar a eliminar los signos de envejecimiento. Usted puede hacer una pasta mezclando besan (harina de garbanzos) y cúrcuma en polvo en partes iguales con agua. Esta masa se puede preparar en la leche cruda o incluso yogur. Aplicar uniformemente sobre su cuerpo y dejar secar. Enjuagar con agua tibia y frote suavemente la cara con movimientos circulares.

La eliminación del pelo facial:

Usted puede hacer una limpieza facial mezclando Kasturi cúrcuma con garbanzos (harina de garbanzos). Aplicando esto en su cara puede inhibir el crecimiento del vello facial. Esta pasta se debe aplicar consistentemente por alrededor de un mes para obtener resultados efectivos.

5 estrategias para NO romper la dieta

12semanas-embarazo_3.jpg

Estrategias para no romper la dieta

Al momento de hacer una dieta, buscamos todas las excusas posibles para salirnos de ella. Sí, lo hacemos regularmente. Por eso, quisimos preparar una lista de 5 consejos infalibles que te garantizan que no caerás en la tentación de abandonar tu nuevo estilo de alimentación. Cambia de mentalidad sobre la comida. No es un proceso de días, es un cambio en tu relación con los alimentos. ¡Ánimo! Tú puedes lograrlo.

Cambia tu mentalidad
Si, cambiar la manera en que ves la dieta hará que por fin logres mantener un peso saludable. No lo veas como un proceso de días, sino una NUEVA relación con la comida. Establece qué cambios necesitas hacer. Habla con tu médico primario o visita a un nutricionista. Como establece la psicóloga Fabiola Cuevas en Desansiedad, “la comida es alimento para mi cuerpo y yo decido cómo relacionarme con ella”. Asimismo, plantea “deja de verla como tu enemiga”, que de repente la amas y luego la odias.
Más sexo 
Sí, el sexo es un maravilloso ejercicio cardiovascular con el que quemarás calorías, liberarás el estrés y te sentirás plena. Durante el acto sexual, “de vista más optimista, las calorías que se queman durante una relación de 15 a 20 minutos (evidentemente de forma enérgica), pueden alcanzar las 500-600.
happy hour
En la medida en que vas avanzando en tu meta, evita salir cuatro veces en semana de happy hour. Además de ahorrarte las calorías del licor, no caerás en la tentación de comer un snack en la noche. ¿Cómo les vas a decir a tus amigos que no vas a ir al food truck a comer tacos a la 1 a.m.? Además, una investigación publicada en el American Journal of Clinical Nutrition dice que lo que comas en la noche podría definir tu elección en el desayuno. Es decir, si comes algo con alto contenido de azúcar de noche, podrías repetirlo en la mañana.
Cocina
Si cocinas, sabrás exactamente el contenido de sodio, azúcar y grasas que tendrá la comida. Procura usar alimentos frescos, carnes magras y pescados. Come vegetales, muchos, y mientras más colores veas en el plato, mejor. Si cocinas en el horno, evitarás el exceso de grasa. Puedes colocar un pescado con vegetales y verduras en un papel de aluminio, cerrarlo y cocinarlo por 15 minutos. Adereza con limón y ajo. ¡Y chile! Así usarás menos sal.
Ojo con los snacks
Ojo, no confundas un snack o merienda saludable con una comida ligera o rápida. Una merienda no es comer un sándwich, ni unas papas fritas o una hamburguesa. Procura tener a la mano frutas o una papa. Sí, una papa no se daña, la puedes dejar encima de tu escritorio y en 3 o 4 minutos está lista en el microondas. También puedes comer pepino con tomate y vinagre. Piensa en opciones saludables y ligeras. 

Antioxidantes

antiox

Los antioxidantes son unas moléculas que le aportan grandes beneficios a la salud, ya que protegen a las células sanas de los daños que les puedan causar los radicales libres —moléculas que causan graves daños a la salud—, como por ejemplo pueden cambiar el ADN, las grasas y las proteínas.

A largo plazo, los radicales libres pueden ocasionar enfermedades degenerativas, entre las cuales están el Parkinson y el Alzheimer, proporcionar un alto riesgo de llegar a tener algún tipo de cáncer, acelerar el proceso de envejecimiento, entre muchas otras complicaciones.

Strawberries-bowl52

Unas de las principales fuentes de antioxidantes son, sin lugar a dudas, las frutas y las hortalizas frescas, esta es una de las mil y mas razones que debemos tener en cuenta para agregarlas a la lista de los alimentos más sanos que debemos comer todos los días para poder tener una vida mucho más saludable, puesto que son una gran ayuda para proteger a nuestro organismo de los graves efectos que pueden causar los radicales libres.

Afortunadamente podemos contar con muchos tipos de antioxidantes, entre los que se destacan las vitaminas E y C, algunos minerales como el selenio, el zinc, el cobre; aminoácidos como la cisteína y algunas enzimas como el SOD, GPS. De la misma manera, hay muchos otros alimentos con grandes propiedades antioxidantes que podemos incorporar en nuestra alimentación y de esa manera poder obtener sus beneficios a favor de nuestra salud, para ello debemos conocer cuáles son y qué tipo de propiedades nos ofrece cada uno de ellos.

Alga Spirulina: Multivitamínico Natural

Alga-spirulina-pronat

Se trata de un alga azul verdosa que puede hallarse en diversos países siendo la de origen mexicano una de las de mayor calidad en el mundo. Las características de este legendario alimento le confieren una gran potencial nutricional y beneficioso.

Alga Spirulina se caracteriza por poseer una muy alta concentración de vitaminas y minerales en estado natural que mejora su asimilación por nuestro organismo, destacan la cantidad de provitamina A conocida como carotenos, complejo B (especialmente vitamina B12), vitamina E y hierro. Lo más asombroso es que posee entre 65 y 70% de proteína de alta calidad, es decir, aporta aminoácidos no esenciales pero también los llamados esenciales que se encuentran casi exclusivamente en alimentos de origen animal.

Estas propiedades convierten al alga spirulina en uno de los mejores multivitamínicos naturales que existen en el medio ofreciendo más ventajas que los productos elaborados en laboratorio. La Spirulina es también rica en clorofila y ficocianina, sustancias sobre las que actualmente se estudia su potencialidad anticancerígena y detoxificadora.

Este alimento se ha usado desde tiempos inmemoriales como fuente de nutrientes y se dice que posee gran variedad de aplicaciones en salud entre las que figuran: su actividad energética, revitalizante, antioxidante, antiviral, coadyuvante en la pérdida de peso y agente reductor de lípidos en sangre.

En la práctica, muchos especialistas recomiendan el consumo de alga spirulina como fuente natural de nutrientes para el organismo y para compensar las deficiencias de una mala alimentación. Personas convalecientes, niños y adolescentes en crecimiento, adultos mayores, son sólo algunas de las personas que pueden beneficiarse de su consumo.

De un tiempo a la fecha el alga spirulina ha sido utilizada como suplemento alimenticio para apoyar la pérdida de peso. Esta aplicación cuenta con dos justificaciones, en primer lugar el alto valor nutritivo de este alimento permite realizar dietas bajas en calorías sin comprometer el estado nutricional de las personas. En segundo lugar, el alga spirulina es uno de los alimentos más ricos en un aminoácido llamado triptófano que interviene en la regulación del apetito y la ansiedad, de modo que facilita el apego al plan de alimentación recomendado por el especialista.

Lic. Nut. Josué Rodríguez Sosa
Máster Internacional en Nutrición y Dietética

7 Suplementos que Mejoran los Síntomas de la Menopausia

o-WOMAN-DRINKING-MILK-facebook

Como la mayoría de las mujeres, puedes tener dudas acerca de los síntomas que sufrirás o estés notando durante el período de la menopausia. Probablemente también estés insegura acerca de las opciones naturales que existen para manejar estos síntomas.

Claramente, la menopausia implica un tiempo de cambios, pero estos pueden ser más llevaderos gracias a sustancias naturales beneficiosas. Conoce 7 de las más estudiadas:

1. Cimicifuga racemosa: Alivia los sofocos

Es el suplemento más vendido para la menopausia en Estados Unidos. Se elabora a partir de la raíz de la planta. Varios estudios han encontrado que ayuda a aliviar sofocos intensos. Otros estudios, sin embargo, no han encontrado beneficios. Una advertencia: no se recomienda su consumo si tienes problemas hepáticos.

2. Linaza: Reduce la sudoración nocturna

El aceite de linaza puede ayudar a algunas mujeres con síntomas suaves de menopausia. Es una buena fuente de lignanos, derivados del lino, que tienden a equilibrar las hormonas femeninas. Sin embargo, no todos los estudios realizados han demostrado beneficios en el alivio de los sofocos.

3. Calcio: Previene la pérdida ósea

La pérdida de hueso puede convertirse en un problema grave cuando disminuyen los niveles hormonales después de la menopausia. Es crucial obtener suficiente calcio. Las mujeres de hasta 51 años necesitan 1.000 miligramos de calcio al día y unos 1.200 miligramos al día, después de esa edad.

Consejo: En lugar de tomar una única dosis de suplementos de calcio al día, toma de dos a tres dosis más pequeñas durante el día para absorberlo mejor.

4. Trébol Rojo: Popular, pero no probado

Muchas mujeres usan el trébol rojo con la esperanza de que sus estrógenos vegetales naturales, disminuyan sus síntomas de la menopausia. Sin embargo, los resultados de las investigaciones no son concluyentes. Los extractos de trébol rojo tienen isoflavonas, las cuáles producen efectos en el cuerpo un tanto similares a los de los estrógenos femeninos y por esta razón son llamados fitoestrógenos.

Atención: Las mujeres que tienen reacciones positivas a los estrógenos en cáncer de mama o de útero, no deben usar el trébol rojo sin consultar a su médico.

5. Vitamina D: Ayuda a absorber el calcio

La vitamina D es tan importante como el calcio para la salud ósea. Sin la vitamina D, tu cuerpo no puede absorber el calcio. La mayoría de los adultos necesitan 600 UI al día. Cerca de los 70 años puedes necesitar 800 UI al día. La vitamina D se encuentra en muchos alimentos y suplementos, pero no hay otra fuente como el sol.

Sugerencia: A diario el cuerpo necesita de 10 a 15 minutos de luz solar para producir vitamina D. La capacidad del cuerpo para producir vitamina D también se ve afectada por el lugar donde vivas y la pigmentación de la piel, por ello es necesario ser consciente y protegerse.

6. Maca: Regulador endocrino

La raíz de esta planta, que crece en Perú a más de 4000 metros sobre el nivel del mar, tiene la propiedad de estimular la actividad  de la glándula pituitaria y el hipotálamo. Estas glándulas, a su vez, activan los ovarios, el páncreas y otros órganos, regulando el funcionamiento saludable del organismo. La maca no contiene hormonas, son alcaloides naturales que estimulan el sistema endocrino para que el organismo continúe produciendo sus propias hormonas naturales, las que el cuerpo necesita en esta etapa de la vida.

7. Ginseng: Mejora el humor

Algunos estudios han estudiado cómo los diferentes tipos de ginseng pueden ayudar a mejorar la calidad de vida durante la menopausia. El ginseng mejora el estado de ánimo y el sueño. Por otro lado, los ginseng americano y coreano, no han demostrado eficacia en los síntomas físicos de la menopausia como los sofocos.

Habla con un profesional de salud para saber cuál es la mejor opción para ti.

Todo sobre el colágeno

107_para-ellas-manchas-en-la-piel-107

 El efecto milagroso del colágeno de la piel radica en que ayuda a formar fibras y redes. “Esto se traduce en elasticidad, tensión y firmeza”. Por eso la cara de una quinceañera se ve más rellenita y con mayor consistencia que la de una mujer adulta.

A partir de los 25 años el cuerpo reduce la síntesis de colágeno se estima que comienza a perder 1,5 por ciento cada año y a los 40 produce la mitad que en la adolescencia. “Su disminución hace que las estructuras epiteliales sean más débiles: la piel se vuelve fina, pierde tersura y luce flácida”.

Según la teoría científica un suplemento natural para combatir esta pérdida es la gelatina. Un molido de huesos, cartílagos, tendones, pezuñas y piel de distintos animales, que se considera un alimento sano. “Es liviana para el estómago, altamente saciadora, aporta pocas calorías y es una fuente de colágeno”, dice el nutricionista David Fernández, y explica que su versión natural (no la industrializada que aporta también azúcar y conservantes) ayuda a fortalecer la piel formada en un 75 por ciento de esta proteína, además de regenerar los tejidos conjuntivos, como músculos, tendones y ligamentos, que poseen un 80 por ciento de colágeno.

Un beneficio similar al que logra la jalea es a lo que apuntan los suplementos de colágeno hidrolizado, considerados por revistas internacionales especializadas en belleza, “Pero el resultado es más intenso que la gelatina, ya que estos contienen la misma proteína pero en un formato predigerido y con partículas pequeñas que atraviesan la barrera intestinal, por lo que su bio disponibilidades mayor”

Consumir suplementos podría ser una solución al envejecimiento cutáneo.

Más allá de la belleza

Si bien las características rejuvenecedoras de los suplementos de colágeno aún no están comprobadas, estos sí contribuyen a reparar los tejidos y músculos dañados. “Aportan fuerza, resistencia y flexibilidad a la estructura de los huesos, los tendones, los cartílagos y los ligamentos. Consumirlos ayuda a prevenir patologías músculo-esqueléticas como la tendinitis y la osteoporosis, además de aumentar la tonicidad muscular”, asegura el doctor Óscar Hernández, traumatólogo de la Universidad de Chile.

Su efecto, enfatiza Hernández, no es curar sino evitar patologías graves. “Es una alternativa preventiva para mantener las articulaciones en óptimas condiciones. También dan energía y sirven para personas sedentarias o con obesidad que comienzan a hacer deporte y no tienen la musculatura preparada. Entregan una sensación de bienestar que percibo en mis pacientes después de tres semanas de consumo”.

Otros candidatos a ingerir colágeno hidrolizado son las mujeres que están en la etapa de premenopausia, las personas que practican deporte con regularidad y los mayores de sesenta años. Quienes no desean tomar suplementos deben llevar una dieta equilibrada con alimentos ricos en esta proteína, como los frutos rojos, la carne magra, las aceitunas, los pepinos y el apio.

Colágeno para la piel

El colágeno es sintetizado de manera natural por el organismo, pero múltiples factores reducen su producción: el paso del tiempo, la genética, la contaminación, los radicales libres, la exposición a los rayos UV y la disminución de los estrógenos, por eso la pérdida se acentúa con la menopausia y afecta más a las mujeres que a los hombres.

Fumar y consumir alcohol con regularidad tampoco ayudan. Ambos hábitos aceleran la disminución de colágeno y, por ende, el envejecimiento cutáneo. “Para compensar la pérdida la mejor alternativa es activar la producción de esta proteína por parte del cuerpo”.

Uno de los tratamientos que ofrecen buenos resultados es la radiofrecuencia. “Consiste en radiaciones electromagnéticas que producen un calentamiento en las distintas capas dérmicas que contrae el colágeno y lo reconstruyen. Además crea fibras nuevas que sustituyen las envejecidas y forman tejidos de mejor calidad”.

En cosmética existen cremas que generan un efecto similar: “Los productos con retinoides y derivados de la vitamina A, como ácido retinoico, retinaldehido, adapaleno y tretinoína, penetran las capas profundas de la piel y estimulan el colágeno desde el interior”, dice Soledad Aspillaga. Otra alternativa son los llamados alfa hidroxiácidos; por ejemplo, el ácido glicólico, que es un ingrediente popular en cremas antienvejecimiento. Estos actúan sobre el colágeno al mismo tiempo que aceleran el proceso de exfoliación y reducen manchas. “También hay productos que dentro de sus ingredientes contienen colágeno, cuando poseen una versión hidrolizada que consiste en una partícula más pequeña, las posibilidades de penetrar la piel son mayores”, añade la dermatóloga.

Fibra: cinco preguntas y respuestas

21025990_xxl

La fibra es un componente alimentario muy cotidiano e importante para la salud, que se localiza sobre todo en frutas, hortalizas, cereales integrales, frutos secos y legumbres

Todos hemos oído a hablar de la fibra: “leche rica en fibra”, “suplemento de fibra para mejorar la función intestinal”, “alimento con fibra natural”, “el bajo consumo de fibra se asocia a trastornos intestinales”, etc. Sin embargo, pocos somos capaces de responder con brevedad y claridad a preguntas tan concretas como las que analiza el presente artículo: qué es, qué tipos hay, para qué sirve, cuánta hay que consumir y dónde se encuentra. El siguiente texto pretende aportar información sencilla, a la vez que rigurosa y actualizada, sobre este componente alimentario tan cotidiano e importante para la salud.

1. ¿Qué es la fibra?

Hay múltiples definiciones sobre la fibra. Algunas son más químicas y otras más asociadas a sus funciones en el organismo. El Instituto Nacional de Cáncer de Estados Unidos (National Institute of Cancer) propone una definición fácil de comprender para todos: la fibra es la parte de las frutas, hortalizas, legumbres y cereales integrales que no puede ser digerida por el cuerpo humano. Esta parte de los vegetales es diversa y compleja. Se conocen más de una decena de sustancias diferentes con esta misma característica, que desempeñan funciones y efectos distintos. Algunas de las más populares son la celulosa, las pectinas, la lignina y los glucomananos.

2. ¿Qué tipos de fibra hay?

Aunque se puede clasificar según diferentes criterios (botánico, químico, funcional…), la distinción más habitual diferencia entre fibra soluble e insoluble. Ahora bien, esta distinción no es útil ni recomendable desde el punto de vista analítico ni fisiológico, según apuntan instituciones de referencia como el Institute of Medicine, la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA). En opinión de los expertos, la solubilidad de una fibra depende mucho del pH (acidez o alcalinidad), lo que hace incierto relacionarla con propiedades fisiológicas, que al final, es lo que interesa al ser humano. Estas últimas serían mejor valoradas a partir de indicadores como la viscosidad y la capacidad de la fibra de ser fermentada en el colon por la flora bacteriana.

3. ¿Para qué sirve la fibra?

En la actualidad, las fibras alimentarias desempeñan una función importante en nuestra dieta, en especial, para promover una adecuada función intestinal. Pero más allá de la regulación del aparato digestivo, hay otros muchos efectos fisiológicos positivos que es importante conocer.

Ya en los años setenta, se observó la relación entre la ausencia o la baja ingesta de fibra y ciertas enfermedades intestinales y cardiovasculares. A partir de entonces, las publicaciones científicas acerca de las fibras alimentarias no han parado de aumentar. Múltiples estudios epidemiológicos han mostrado que la ingesta de fibra se asocia con una menor incidencia de diabetes tipo 2, enfermedad cardiovascular, algunos tipos de cáncer y menos mortalidad cardiovascular y total.

La ingesta de fibra se asocia con una menor incidencia de diabetes tipo 2, enfermedad cardiovascular y algunos tipos de cáncer

Todavía es imposible identificar qué tipos de fibra realizan una u otra función protectora en el organismo o a través de qué mecanismos lo hacen, ya que el concepto “fibra alimentaria” -o, mejor aún, “fibras alimentarias”- es la suma de múltiples compuestos con diferentes propiedades químicas, distintos efectos fisiológicos e interacciones entre ellos. Por ello, lo más recomendable es saber que el consumo habitual de cantidades adecuadas de alimentos ricos en fibra mejora la función intestinal (estreñimiento, diarrea) y disminuye el riesgo de diabetes tipo 2, cardiopatía, accidente vascular cerebral y algunos tipos de cáncer (colon, mama). Además, según el Consenso FESNAD-SEEDO sobre prevención y tratamiento de la obesidad en adultos, una alta ingesta de fibra en el contexto de una dieta rica en alimentos de origen vegetal se asocia a un mejor control del peso corporal en adultos sanos.

4. ¿Cuánta fibra hay que consumir?

Más de la que consumimos. Las recomendaciones se sitúan en torno a los 14 gramos de fibra por cada 1.000 kcal ingeridas, mientras que la realidad es que los hombres españoles consumen 8 gramos/1.000 kcal y las mujeres, 10 gramos/1.000 kcal. El Institute of Medicine y la Federación Española de Sociedades de Nutrición, Alimentación y Dietética (FESNAD) recomiendan una ingesta en adultos de entre 26 y 38 gramos/día, unas cifras bastante superiores a los 18-21 gramos/día que revelan las encuestas. Lo mismo sucede con los niños y adolescentes. Mientras que las recomendaciones para obtener los beneficios asociados al consumo de fibra oscilan entre 19 y 38 gramos diarios (19 g para los niños de 1 a 3 años de edad, 25 g para los de 4 a 8 años y 26-38 g para los mayores de nueve años y hasta los 18), el estudio enKid recoge cifras de 11,5 gramos de 1 a 13 años y 12-17 gramos para los adolescentes.

A la luz de los datos, la población española debería aumentar de forma considerable el consumo de fibras alimentarias, sin miedo a los supuestos “efectos secundarios” atribuidos con frecuencia al consumo de fibra (menor absorción de otros nutrientes como el calcio y el hierro, diarrea, gases…). Por esta razón, el Institute of Medicine no establece ningún límite superior de ingesta para la fibra, ya que considera que no se observan efectos indeseables ante un aumento del consumo. Nuestra notable capacidad de adaptación gradual al aumento de fibra, sobre todo a partir de alimentos (no suplementos), nos debe permitir disfrutar de los alimentos que la contienen sin notar molestias.

5. ¿Dónde se encuentra la fibra?

Las mejores fuentes de fibra dietética son las frutas y hortalizas, los cereales integrales (pan, pasta, arroz…), los frutos secos y las legumbres. Pretender cubrir los requerimientos de fibra sin consumir estos alimentos de manera habitual es, además de muy difícil, poco recomendable. Los efectos de los suplementos de fibra son mínimos si los comparamos con la ingesta de alimentos ricos en fibra y pocos han demostrado propiedades y efectividad fisiológicas. De hecho, los expertos en la materia opinan que los beneficios de los alimentos vegetales no pueden deberse únicamente a la fibra sino, al menos en parte, a los denominados fitoquímicos, compuestos de los alimentos de origen vegetal, que han demostrado mejorar la salud y prevenir enfermedades.

10 pasos para tener un cutis de porcelana

Sigue el cuidado correcto y logra que la piel de tu rostro esté perfecta, radiante y llena de vida

1. Lávate la cara antes de dormir

Para que tu rostro esté radiante siempre, necesitas eliminar todo aquello que impida su libre respiración como el maquillaje, el polvo y la contaminación. Nunca te vayas a acostar sin limpiar tu cara. Si duermes con el maquillaje tu piel absorberá toda impureza.

2. Exfóliate siempre

Debes exfoliar tu cara por lo menos una vez por semana, con productos naturales o con alguna marca en especial. Restriéga tu rostro con 3 cucharadas de azúcar morena, dejará tu tez más tersa que nunca o prueba con un gel exfoliante.

3. Cuidado con las arrugas

La mejor opción para prevenir las líneas de expresión es aplicar una crema que combine los antioxidantes principales para regenerar la piel del rostro. Aplica una crema que aumente con el paso de los días la firmeza de la piel, dejándola tersa, luminosa y libre de manchas o pecas.

4. Nutre tu rostro

Utiliza una crema que provea una protección de antioxidantes contra los radicales libres causados por el sol y la contaminación. Si quieres un remedio casero aplica yogur natural por toda tu cara y déjalo actuar por 15 minutos.

5. Hidrátate

Toma por lo menos ocho vasos de agua al día para mantener tu rostro hidratado. El simple hecho de no tomar suficiente agua puede provocar resequedad y arrugas a temprana edad.

6. Tonifica

Refresca y revitaliza tu piel limpiando con un buen tónico. Este procedimiento es esencial para despojar las impurezas del rostro después de lavarlo. Ayuda a combatir las afecciones del medio ambiente y a dejar tu rostro impecable.

7. Elimina las espinillas

Un limpiador facial antiAcné. Localíza y retira más del 99% de las impurezas y el polvo que las ocasionan y así brindarte una piel resplandeciente.

8.  ¡Relájate!

Dedica 30 minutos a estimular los músculos faciales y tu maquillaje tendrá mejor definición y luminosidad. Aplica tu mascarilla de preferencia de acuerdo a tu tipo de piel, después de 15 minutos limpia tu cara con agua tibia y fría. Haz un masaje desde la barbilla hasta las orejas, realiza el movimiento con los dedos índice y pulgar. Luego alisa la frente, colocando tres dedos sobre las cejas y subiendo hacia el pelo. Termina alisando todo el rostro descendiendo hasta el cuello y escote.

9. Fuera puntos negros

El primer truco para eliminar puntos negros es poner a hervir manzanilla o romero. Recibir el vapor durante unos cinco minutos y luego para cerrar los poros, refrescar el rostro con agua fría. Verás cómo tu piel queda perfecta y libre de impurezas.

10. ¡Adiós ojeras!

Hazte un té de manzanilla en casa, refrigera las bolsitas y cuando estén frías ponlas en tus ojos por 15 minutos. Otra de las opciones que tienes es colocar dos rodajas de pepino que te ayudarán a desinflamar las bolsas de los ojos y dejará tu mirada más fresca que nunca.

Conociendo la L-CARNITINA y sus beneficios

Bajar de Peso

Bajar de Peso

 

La L-Carnitina no es en el sentido estricto, un aminoácido, ya que su fórmula está más bien relacionada con las vitaminas del complejo B; sin embargo, como a través del tiempo y popularmente se le ha dado aquella denominación la seguiremos catalogando de esa forma.

Por sus características químicas, esta sustancia puede presentar dos versiones de la misma fórmula y la diferencia estriba en la orientación molecular que presente cada una de estas formas, por lo que podemos tener dos tipos de carnitina: la forma L y la Forma D. Solamente la forma de L-Carnitina aparece en fuentes naturales. La D-Carnitina es un inhibidor de las funciones de la L-Carnitina en el cuerpo. Por lo que una mezcla de ambas formas de carnitina se contrapondría a los resultados esperados que solo se pueden obtener con una L-Carnitina.

¿Qué es la L-Carnitina y qué beneficios podemos obtener de ella?

La L-Carnitina es un constituyente natural del organismo humano. Se adquiere con la ingestión de los alimentos, sobre todo de origen animal y puede sintetizarse en hígado y riñón a partir de los aminoácidos esenciales L-Lisina y L-Metionina así como vitamina C, B6, niacina, hierro y diversas enzimas. Cabe destacar que la ausencia de algunos de los componentes antes mencionados llevaría a una deficiencia en la síntesis de L-Carnitina.

A continuación se presenta un cuadro con la proporción de L-Carnitina en algunos alimentos:

TABLA_L_CARNITINA

TABLA_L_CARNITINA

 

Las personas que no consumen carne como los vegetarianos pueden presentar deficiencias de L-Carnitina, ya que como se ve en la tabla anterior los vegetales contienen L-Carnitina en cantidades muy pequeñas contrario a lo que sucede con los alimentos de origen animal cuyo contenido es mucho más alto. Esta carencia podría derivar en un pobre desempeño físico y en casos extremos en algún tipo de enfermedad.

Diversas investigaciones han confirmado los beneficios que el consumo de suplementos con L-Carnitina da a las personas que gustan de hacer ejercicio por periodos prolongados ya que con su consumo pueden presentar mayor resistencia ante el agotamiento y una disminución considerable en el dolor de cuerpo que se presenta después de un periodo de ejercicios.

Una de las primeras cosas que se encuentran sobre la L-Carnitina es su propiedad adelgazante. En realidad es un buen elemento para perder peso. Por tanto, la visión que debemos tener ante la L Carnitina es como todo: si se acompaña de una dieta sana y equilibrada, es posible que funcione, pero por sí sola no adelgaza.

¿Por qué el consumo de L-Carnitina produce estos beneficios?

La L-Carnitina tiene una función muy importante dentro de nuestro organismo que es la de actuar como un transporte para los ácidos grasos de cadena larga e introducirlas dentro de la mitocondria (esta es una estructura celular encargada de la producción de energía que el cuerpo requiere para sus funciones). Ya en su interior las cadenas de grasa participan en el proceso metabólico llamado ß-oxidación donde las cadenas de grasa son rotas y transformadas en grupos que reciben el nombre de Acetil CoA, de esta forma entran al proceso denominado Ciclo de Krebs de donde el resultado obtenido es ATP (Adenosin trifosfato) que en otras palabras significa energía para nuestro cuerpo, el proceso de transformar las moléculas de grasa en energía recibe el nombre de oxidación de los ácidos grasos. Esta energía es vital para todo el organismo, nos permite tener más resistencia para las actividades diarias.

La L-Carnitina juega otros papeles muy importantes como es la disminución de Ácido Láctico el cual es producido y acumulado por el cuerpo durante el ejercicio y según se cree, provoca cansancio y por lo tanto menor rendimiento en los deportistas. Otra de las funciones es que ayuda a eliminar toxinas, como la Amonia que es un subproducto de la degradación de las proteínas y es producida durante el ejercicio. La Amonia, con ayuda de la Carnitina, es transformada en Urea para así poder ser eliminados a través de la orina.

Otro importante beneficio que se obtiene de la L- Carnitina, es en la nutrición de las mujeres embarazadas a las cuales apoya en esta etapa de fuertes requerimientos en la que normalmente sus niveles de esta sustancia son bajos. La L-Carnitina puede considerarse como nutriente esencial para los recién nacidos ya que la biosíntesis de esta en sus organismos no se ha desarrollado completamente, por lo que una leche enriquecida con L-Carnitina ayudaría a que no tenga acumulación de ácidos grasos. La L-Carnitina también puede ser benéfica en la reducción de peso, ya que limita la acumulación de grasa en tejido y sangre, particularmente cuando la cantidad de lípidos es elevada como es el caso de las personas con sobrepeso que requieren un mayor aporte de esta sustancia; se ha observado que una dosis de 2 gramos/día de L-Carnitina incrementa la utilización de grasa en músculo. Utilizada en personas obesas junto con una dieta reducida en calorías y ejercicios moderados, la L-Carnitina lleva a una mayor pérdida de peso y a la reducción en los niveles de azúcar en la sangre y en la presión arterial. Esta reducción en los azúcares no implica riesgo alguno en los diabéticos, por el contrario, los ayuda a mantener niveles adecuados de glucosa sin interferir en los tratamientos alopáticos que se recomiendan para el control de esta enfermedad.

También puede brindar ayuda en los procesos inmunológicos ya que estos se caracterizan por un alto ritmo de división de células y síntesis para lo cual se requiere de mucha energía. Los leucocitos (glóbulos blancos) son ricos en L-Carnitina y esto es una primera indicación del significado de esta en los procesos inmunológicos. Las personas con problemas inmunológicos muestran niveles reducidos de L-Carnitina en el plasma, recuentos inferiores en linfocitos y reducciones en los niveles de L-Carnitina en leucocitos. Un suplemento con L-Carnitina produce una mejora general del sistema inmunológico promoviendo la proliferación de linfocitos y monocitos (esto es conveniente ya que ambos son dos tipos de glóbulos blancos. El primero entre otras funciones es el encargado de la producción de anticuerpos; el segundo participa en la fagocitosis que es el proceso en donde los glóbulos blancos reconocen a agentes extraños en el organismo y proceden a su eliminación). La fertilidad masculina también se ve beneficiada por la L-Carnitina ya que en el esperma se encuentran grandes concentraciones de este compuesto y su metabolito Acetil L-Carnitina y ambos juegan un papel decisivo en el metabolismo energético del esperma. La concentración de la L-Carnitina en el semen está íntimamente relacionada con la calidad del esperma.

La L-Carnitina juega un papel importante para el funcionamiento del corazón ya que nuestro músculo cardíaco utiliza el 70% aproximadamente de la energía que se produce en nuestro cuerpo. Esta energía se obtiene de la oxidación de los ácidos grasos. Esto resulta favorable para las personas que gustan del deporte, porque les proporciona energía y limita la cantidad de grasa que suele envolver a este músculo.

En diversos estudios se ha demostrado que aquellas personas que presentan enfermedades cardiovasculares agregando a su dieta suplementos con L-Carnitina aumenta su fuerza y resistencia mejorando así su calidad de vida y favoreciendo la disminución de las molestias causadas por su enfermedad.

En otras enfermedades en las cuales puede beneficiar la L-Carnitina es en cirrosis, diabetes, padecimientos de hígado y riñón. La participación de la L-Carnitina es variada; es decir, en el riñón ayuda a que la diálisis sea satisfactoria. Como durante la diálisis se pierde L-Carnitina, es recomendable tomar un suplemento de esta para que su deficiencia no lleve a padecer otros trastornos como debilidad, calambres, etc. En enfermedades como la cirrosis y la diabetes, el beneficio que se obtiene de la L-Carnitina es que no permite la acumulación de grasas. Para este tipo de enfermedades se han probado dosis que van de 1 a 2 g por día presentando resultados satisfactorios. La L-Carnitina puede ser tomada por todas las personas sin importar la edad que tengan ya que hasta el momento no se ha encontrado toxicidad alguna, incluso a grandes dosis. El único efecto adverso que se ha encontrado en dosis de 15 gramos o más por día, es la aparición de diarrea, que desaparece cuando se suspende la ingesta de este nutriente.

Debido a la inocuidad de la L-Carnitina, es recomendable utilizarla en combinación con otros suplementos alimenticios con lo que se puede obtener excelentes resultados tales como:

Lecitina de Soya, Omega-3, Alga Spirulina, Nopal Deshidratado.

LAS GRASAS EN LA ALIMENTACIÓN

Grasas en la alimentación

Grasas en la alimentación

Innumerables estudios demuestran la estrecha relación entre las enfermedades cardiovasculares, dislipemias, hipertensión arterial, con el consumo excesivo de grasas de origen animal.

Pensando, que dichas enfermedades pueden instalarse desde temprana edad, nunca es demasiado temprano para educar a sus hijos e implementar hábitos alimentarios correctos, disminuyendo la cantidad de grasa saturada de su alimentación. Pero hoy nos preguntamos: ¿Cuáles son las grasas buenas y cuáles las malas?, ¿debemos evitar el consumo de grasas?, ampliemos el concepto y encontremos las respuestas.

Las grasas saturadas, monoinsaturadas, polinsaturadas, omega 3, omega 6, colesterol, etc son todas grasas pero que se prestan a confusión en cuanto a su utilidad y origen.

Las grasas son necesarias en la ingesta diaria, son importantes para funciones de normal crecimiento y desarrollo. Algunas son esenciales para que el cuerpo pueda absorber vitaminas como la vitamina A, D, E y K, solubles en grasas. Lo más importante es conocer la calidad de las mismas para permitir su aporte.

Las grasas saturadas son casi todas las que se encuentran en los alimentos de origen animal como la manteca común, la manteca de cerdo, la crema, la grasa de las carnes, los quesos muy duros, etc. En el reino vegetal hay pocos alimentos que la aportan como el coco, el cacao. El cuerpo puede fabricar ácidos grasos saturados, por lo que no es necesario incorporarlos con los alimentos.

Las grasas polinsaturadas se encuentran en los aceites vegetales como los de girasol, maíz, soja, cártamo y en pescados con alto contenido graso. Son importantes y deben formar parte de la dieta diaria, en cantidades controladas.

Las grasas monoinsaturadas se encuentran en el aceite de oliva, canola, colza, aportando beneficios en la función cardíaca.

Ácidos grasos esenciales conocidos con el nombre de omega 3, presentes en los pescados de mar, algas marinas, aceite de soja, cártamo y los omega 6, se encuentran el aceite de soja, girasol, colza. Ambos son muy importantes para funciones del sistema nervioso central y aparato circulatorio, en la pared arterial.

El colesterol es un componente esencial de todas las células del cuerpo. Sólo debemos evitar su consumo en exceso ya que se relaciona directamente con el riesgo de contraer enfermedad cardiovascular. Recordemos que en el reino vegetal no existe el colesterol, sólo lo encontramos en los alimentos de origen animal.

Los ácidos grasos trans son producidos por modificaciones químicas de las grasas, el ejemplo más importante son las margarinas. Son nocivos para el sistema circulatorio y tratamos de evitarlos en los niños pequeños. No son necesarios en la dieta.

La forma más recomendable de controlar la ingesta de grasas de la alimentación, es limitando la grasa aportada por los productos de panificación (galletitas, medialunas, alfajores, tortas) la manteca, la grasa visible de las carnes y piel de aves, las salchichas, los fiambres, hamburguesas compradas, que no son alimentos necesarios en forma diaria ya que nutricionalmente no aportan beneficios.

Es mucho más difícil controlar el aporte de las grasas intracelulares de las carnes u otros alimentos que sí deben formar parte de la dieta diaria, por su aporte de nutrientes.

La adquisición de hábitos alimentarios es un acto automatizado logrado por la repetición, si trabajamos en la formación de hábitos correctos y la práctica de actividad física estamos trabajando a futuro sobre lo que llamamos prevención, mejorando la calidad de vida.

Autor: Lic. Cristina Maceira para http://www.nutrar.com